Cuando las muñecas de terapia del Sr. Frond son misteriosamente atacadas, Louise y Millie ayudaran a resolver el caso. Mientras, Teddy decide entrar en el negocio de los posters motivacionales, pero acaba obteniendo resultados algo ambiguos.