Una pelea de San Valentín entre Bob y Linda hace que los niños se sientan confundidos. Después de un intento fallido de ver una película, depende de Tina, Louise y Gene contar su propia historia como una distracción de la tensión incómoda.