Gene está nervioso por ir a su primera fiesta de pijamas y se da cuenta de que tenía derecho a estar cuando las cosas no salen según lo planeado.